Donde no hay publicidad , resplandece la verdad

donde no hay publicidad , resplandece la verdad
donde no hay publicidad , resplandece la verdad

Donde no hay publicidad , resplandece la verdad

Slogan de la revista humorística española más famosa “La Codorniz”

Desaparecída  en 1978  : La Codorniz. Había sido fundada en 1942 por Miguel Mihura y fue dirigida casi toda su vida por Álvaro de Laiglesia

  • El Slogan cobra actualidad ante la avalancha de publicidad que acompaña a las actuales vacunas contra el coronavirus: vacuna de Pfizer (EEUU), de Moderna (EEUU) , AstraZeneca (Oxford,Reino Unido), Sinofi (Francia) , CureVac (Alemania), Novavax (EEUU) Johnson & Jonhson
  • Menor volumen de publicidad tienen CoronaVac de Sinovac,  y Sinopharm ( China)  y Sputnik V ( Rusia)
  • Nunca antes supimos quien era el fabricante de la vacuna de la viruela, la triple virica (que incluye el sarampión), la poliomielitis , la rabia,  la difteria, la tos ferina , tétanos,  la fiebre amarilla , la hepatitis B o el VPH,  en la actualidad todo ha cambiado

NUVE: Hemos recogido algunas cabeceras que explican  la importancia de una afirmación mas actual e internacional que nunca.

Donde no hay publicidad , resplandece la verdad

 

Fuente:  Antena 3 Noticias – Matias Prats     4-Enero de 2021

El jefe del grupo de vacunas del Antena 3 Noticias Mariano Esteban, conectó con Antena 3 Noticias este fin de semana para explicar en qué situación se encuentra la vacuna española contra el coronavirus.

“Lo importante es que la vacuna ya está en producción por una empresa española, los protocolos se presentarán a la Agencia Española del Medicamento y a la Agencia Europea del Medicamento”,

Durante la entrevista se explicó que el laboratorio español iba a la misma velocidad que el de Oxford, pero que los ingleses tuvieron muchas más facilidades en la fase de producción: “Ellos tenían grandes empresas multinacionales que, rápidamente, se pusieron a producir en cantidades para iniciar las fases clínicas, lo que les ha permitido ir más avanzado que nosotros”.

Esteban también aclaró que ponerse la vacuna no tiene ningún riesgo y que la reacción que puede generar en el cuerpo es mínima. Y animó a que todos nos la pongamos, sea del laboratorio que sea, ya que los distintos tipos de vacunas “se complementan”. La española, por ejemplo, podría servir de recordatorio para los que ya se hayan puesto la de Pfizer y Moderna.

Antes de despedirse, Matías Prats se acordó de una pregunta importante que destapa la parte más vergonzosa de la investigación contra el coronavirus en nuestro país: “¿Es verdad que tres de los principales y eminentes científicos de la vacuna española son jubilados y perciben únicamente el sueldo de jubilados?”.

“Efectivamente”, respondió el científico. “El hecho de que uno sea jubilado no quiere decir que no sea activo”, aclaró.

“Lo importante es que uno sea capaz generar conocimiento”

Y terminó acreditando a sus compañeros: “He conocido a gente de 90 años trabajando en su laboratorio y siendo productivo. Lo importante es que uno sea capaz generar conocimiento y estar en la primera línea de la ciencia, lo cual exige una formación amplia que las personas jubiladas hemos ido adquiriendo con los años”.

“Pues permítame que les felicite desde aquí por su extraordinaria jubilación activa”, terminó el presentador.

_____________________________________________________________________________________________

Fuente: La voz de Galicia    REDACCIÓN / LA VOZ      R. ROMAR           

Las principales vacunas españolas contra el coronavirus

El país tiene talento para competir en primera línea mundial, pero carece de los medios y de la infraestructura empresarial que han posibilitado el éxito de otras terapias que ya están en el mercado

Donde no hay publicidad , resplandece la verdad  Donde no hay publicidad , resplandece la verdad  Donde no hay publicidad , resplandece la verdad

Donde no hay publicidad , resplandece la verdad  Donde no hay publicidad , resplandece la ver

Grupo de Isabel Sola y Luis Enjuanes del CSIC que trabaja en una vacuna contra el coronavirus.
Grupo de Isabel Sola y Luis Enjuanes del CSIC que trabaja en una vacuna contra el coronavirus.CSIC

Vicente Larraga iba a cerrar en abril su laboratorio de Parasitología Molecular en el CSIC para irse a su casa. Y con él se clausuraba una línea puntera de investigación y sus investigadores, salvo dos técnicos que serían reubicados, se quedaban en la calle. Hasta que recibió una llamada de la Agencia Española de Medicamento para animarlo a seguir y probar la estrategia seguida con la vacuna que había desarrollado para la leismaniosis canina para utilizarla contra el coronavirus.

_______________________________________________________________________________________________

España tardará cinco años en inmunizar a toda su población al ritmo previsto.

PUBLICADO en vozpopuli    04/01/2021  BORJA NEGRETE    

El ritmo de vacunación está siendo muy lento y, según avisan los servicios de Medicina Preventiva, esto puede poner en riesgo la campaña de vacunación contra la covid

Muchos pensaban que 2021 iba a ser el año en que demos carpetazo a la pandemia de coronavirus, gracias a la vacunación masiva de la población. Una idea esperanzadora que también alimentó el Ministerio de Sanidad cuando anunció que el objetivo era tener al 100% de los españoles vacunados este año. La cruda realidad, en cambio, es que al ritmo actual de vacunación hay pandemia para rato, algo que pone en riesgo la efectividad de las vacunas, como avisan desde los servicios de Medicina Preventiva.

Dejando al lado las circunstancias que han marcado esta primera semana de vacunación, el ritmo sigue siendo francamente lento. Desde el punto de vista logístico, Sanidad ha anunciado que España recibirá 350.000 dosis de la vacuna de Pfizer BioNTech cada semana. Cada persona recibe dos dosis, por lo que si las comunidades autónomas fuesen capaces de poner la totalidad de dosis recibidas, se podría vacunar a 175.000 españoles semanalmente. 

Esto supone que, en un año, España apenas habría vacunado a nueve millones de personas, por lo que necesitaría al menos cinco para acercarse a una vacunación total de la población. No obstante, hay que reconocer que la capacidad logística y productiva de las vacunas irá mejorando a lo largo de los meses, por lo que habrá más vacunas disponibles y estas cifras pueden mejorarse.

____________________________________________________________________________________________

¿Habrá vacuna española a tiempo?

La investigación en el campo de las vacunas es un buen reflejo. Un trabajo científico excelente permitió al laboratorio del CSIC de Luis Enjuanes e Isabel Sola ser un referente internacional en el estudio de los anteriores coronavirus, llegando a desarrollar una vacuna contra el SARS de 2003 que nunca llegó al mercado. Algo parecido ocurre con las vacunas españolas frente al VIH, basadas en ARN, como la de Pfizer y la de Moderna. Ese potencial científico ha podido aprovecharse ahora para generar proyectos de vacuna contra el covid, pero no con la dimensión economoca necesaria para estar entre los más rápidos.
A nadie se le escapa que el gran problema es la financiación. Los equipos de investigación afrontan el trabajo con presupuestos raquíticos (al menos comparados con colegas europeos y de otros países desarrollados) y escasa dotación de personal, aparte de otras dificultades que vienen arrastrando desde hace décadas que afectan al sistema en su conjunto, por ejemplo, las trabas burocráticas. Así que el resultado, cuando llega esta pandemia, es que hay multitud de proyectos pequeños, salidos del conocimiento y el buen hacer de unos cuantos especialistas, pero ninguno con el tamaño y los apoyos suficientes, ni públicos ni privados, para competir con los grandes del mundo.
A la hora de hacer ensayos clínicos, parten con ventaja los proyectos estatales de China y Rusia y las multinacionales farmacéuticas. Instituciones tan potentes como la Universidad de Oxford necesitan asociarse con AstraZeneca. La empresa alemana BioNTech lo hizo con Pfizer. Talento y músculo financiero y logístico han sido las claves, según los expertos. Ante este panorama, ¿los proyectos más modestos aún pueden subirse al carro?
Además, en teoría deberían demostrar que aportan un beneficio sustancial con respecto a las que ya haya en el mercado o, como mínimo, que no son inferiores. Solo con un cambio de los criterios para la aprobación de las vacunas por parte de los organismos reguladores podría facilitar un desarrollo clínico. De aqui la importancia de ser aprobados en los primeros puestos.
En cualquier caso, los científicos de las vacunas españolas creen que el esfuerzo merece la pena y que sus proyectos, más retrasados que los más mediáticos pero espectacularmente rápido comparados con una situación normal, aún tienen probabilidades de éxito ahora o como alternativa para el futuro. De hecho, no están tan lejos.

Los más avanzados en España

  • Uno de los más avanzados es el que dirigen Mariano Esteban y Juan García Arriaza en el Centro Nacional de Biotecnología (CNB-CSIC).
  • En el Centro de Investigaciones Biológicas Margarita Salas (CIB-CSIC), el equipo de Vicente Larraga maneja plazos similares. “Estamos en los experimentos finales de la fase preclínica, son ensayos de protección frente a la infección”,
  •  Hospital Clínic de Barcelona, trabaja en una vacuna de ARN, como las de Pfizer y Moderna, que también está muy cercana a los ensayos clínicos.
  • Bonaventura Clotet, que está al frente del Instituto de Investigación del Sida IrsiCaixa. Su idea es utilizar nanopartículas similares al virus, con su misma estructura pero sin capacidad de infección.
  • El Proyecto de el de Luis Enjuanes e Isabel Sola en Centro Nacional de Biotecnología (CNB-CSIC). Sus colegas coinciden en que es el más prometedor de todos los españoles por las décadas de experiencia que acumulan en el estudio de distintos coronavirus
  • En la Universidad Ramón Llull, Salvador Borrós y Cristina Folnaguera han desarrollado un sistema capaz de encapsular de forma eficiente este mismo material genético (el ARN mensajero) antigénico de forma eficiente, reproducible y escalable.
  • En el Instituto Nacional de Investigación y Tecnología Agraria y Alimentaria (INIA), el grupo de Rafael Blasco —al igual que Esteban y García Arriaza en el CNB— también tiene como referencia la viruela y usa un vector atenuado de la vacuna de esta enfermedad.
  • Otro proyecto que está en fase de experimentación con animales es el de la Fundación Miguel Servet-Navarra Biomed, dirigido por David Escors Murugarren. Esta iniciativa incluye tres procedimientos diferentes de producción para mejorar la ingeniería de posibles vacunas
  • La Universidad de Santiago de Compostela compite con dos proyectos. El que dirige José Manuel Martínez Costas se basa en programar a las células para que fabriquen microesferas en las que se introducirían proteínas del coronavirus para estimular la inmunidad.
  • la Universidad de Zaragoza, Carlos Martín Montañés intenta probar una vacuna que no está dirigida exactamente contra el coronavirus, sino que fue desarrollada contra la tuberculosis, pero que en teoría también podría proteger frente al covid.

 

Otros reportajes NUVE:

Lo mejor del 2020, Wyss , diagnóstico de enfermedades infecciosas en el punto de atención del paciente

La vacuna contra el cáncer

 

More from Lucio Villalba

La privatización de los Servicios Públicos

El virus de los recortes y la privatización de los Servicios Públicos
Ver publicación